Viajes culturales

encuentros eleusinos en camboya
Parte del grupo del IV Encuentro Eleusino en una travesía a lo largo del río Kam Chay (Kampot)

La navidad de 2013 dimos el gran salto. De montar Encuentros Eleusinos en una pequeña aldea soriana pasamos a organizar un curso de gran envergadura en el extranjero. Nada menos que en un país tan improbable e incierto como Camboya. Hasta allí trasladamos, en vuelos internacionales desde varios países, a una treintena de personas entre ponentes, alumnos y organizadores. Y lo más extraño de todo fue que, anécdotas y sustos aparte, todo salió redondo.

En el transcurso del I Encuentro Eleusino en Castilfrío, en julio de 2013, Fernando Sánchez Dragó planteó un problema que tarde o temprano se produciría. Los cursos continuarían celebrándose en Castilfrío mientras su artífice, el propio Dragó, se encontrara en Castilfrío de la Sierra, pero ¿qué ocurriría cuando el duro invierno de Soria cubriera de nieve la estepa de Castilfrío? Y en cualquier caso, si Dragó se marchara a remotas tierras, como suele, ¿qué ocurriría con los Encuentros Eleusinos? En ese momento surgió la idea de organizar cursos más allá de nuestras fronteras.

Aparte de Fernando Sánchez Dragó, en Camboya nos acompañaron Frank de la Jungla, Francisco López-Seivane, David Jiménez, José María poveda y Salvador Fernández. El tema a tratar fue el viaje, y cada uno de los ponentes se paroximó al concepto desde perspectivas diferentes y habló de su experiencia personal. Fue una experiencia muy enriquecedora.

El siguiente desafío es organizar el V Encuentro Eleusino en Marruecos, en la localidad de Chaouen, antiguo asentamiento de judíos y musulmanes en el exilio procedentes de al-Ándalus. La cita es del 19 al 22 de abril. En esta ocasión, tendremos como ponentes a Luis Racionero, Francisco López-Seivane, Ayanta Barilli, Rafael Santandreu y Anna Grau, que desarrollarán sus respectivas visiones acerca del tema principal del curso: la pareja, la guerra de los sexos, el amor, el eterno femenino y el masculino.

Y más adelante, quién sabe: Egipto, Japón, la India… Cualquier lugar parece al alcance de la mano.

manguiers kampot camboya
Foto de familia del IV Encuentro Eleusino en Camboya

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *